¿Cuántas noches te querré? ¿Cuántos lunes viviré? ¿Cuántos besos en silencio robaré? ¿Cuántos lunareshay en tu piel? ¿Cuántas miradas me hicieron falta para ver que sin tu amor el respirar se hace dolor? ¡Ay que cosa tan rara y complicada! Que en la movida esta del amor cuando lo tienes te sobra, y cuando te falta ya no sale el sol.

sábado, 12 de enero de 2013

Carta:


¿Qué a quien va esta carta? A nadie en especial, simplemente a todos aquellos que algún día creías tus amigos y en realidad no lo son. A todos ellos, los míos, los tuyos, que más da. Ahí va.


Queridos 'amigos' :

No se si decir ahora lo de queridos, quizás, y solo quizás, ya no os acordéis de mí, quizás si. Quizás me recordéis como a la chica que prometí mucho y no di nada, la que me daba mucho y recibía poco, porque así me sentía yo, y tantas personas más. Quizás me recordéis con mucho cariño, pero según todos vosotros me dijisteis el 'último adiós', no lo creo.

A lo que voy, no sabéis lo que es veros y decir y yo la quería, mucho era mi vida, mi familia, mi tristeza y mi alegría...y ahora, ahora nada.

Que quizás no fui lo mejor, la que hacía el mundo perfecto, no, porque ante todo soy humana, no perfecta. Quizás me odiéis por todo, por nada, pero ante todo me gustaría quedarme con el buen recuerdo de lo que pensaba que erais, no me lo pongáis más difícil y olvidadme.

Solo es eso, no os quiero reprochar nada, aunque quizás lo parezca, no. no intentéis ser amables conmigo, dejadlo estar, así esta todo bien, ya aprendí a sufrir. Dejadlo.

P.D: no será lo que esperabais pero no tengo nada más que decir.

Hasta siempre,
la que un día os quiso.

Laura

sábado, 5 de enero de 2013



Madurar es darte cuenta, que el amor de tu vida no es un príncipe de cuento ni una princesa, sino una persona perfectamente imperfecta.

Madurar es darte cuenta, que quizás aquellos que creías tus amigos no lo son. Es darte cuenta, que la vida es más difícil de como te la pintaban de pequeño, donde tus únicas preocupaciones eran no pisar las líneas del suelo al andar y no salirte de las líneas al colorear. Madurar es darte cuenta, que cada vez entiendes menos a la gente que te rodea, pero también es darte cuenta, que vas entendiendo más cosas poco a poco. Es darte cuenta, que si no te quieres a ti mismo, nadie te va a querer. Madurar es darte cuenta, que no todas las orugas se pueden hacer mariposas, pero y ¿qué? Madurar es decir me tengo que aceptar así, porque va a ser la única manera de que vayamos avanzando. Es darte cuenta, que la música siempre va a tener un papel importante en tu vida. Madurar es darte cuenta, que a veces tenemos que deja de ser tan buenos, porque nos comen, es darte cuenta, que tienes que dejar a los demás vivir su vida, a su manera, porque sino no te dejarán la tuya. Madurar es darte cuenta, de quienes están contigo de verdad.

Porque ¿Quién dijo qué conseguir tus sueños es imposible? ¿Quién dijo el amarillo da mala suerte? ¿Quién dijo qué no podíamos ser felices con personas imperfectas? ¿Quién lo dijo?

----------------------------------
Me tenéis que perdonar, este blog ya huele un poco a abandonado, y de verdad que lo siento, pero no tengo ninguna excusa, ninguna, tampoco creo que haga falta, una excusa no arregla nada. Eso si os quería pedir perdón por no aparecer ni si quiera a felicitaros el nuevo año, así que de nuevo perdón.

Un beso enorme

Laura